sábado, 18 noviembre 2017
Sevilla FC

Sevilla-Liverpool: una gran fiesta en blanco y rojo

La expectación para el encuentro de Liga de Campeones es máxima. El club de Nervión no venderá entradas porque su estadio se llenará hasta la bandera

14 nov 2017 / 22:00 h - Actualizado: 14 nov 2017 / 22:02 h.
  • El Sánchez-Pizjuán se vestirá con sus mejores galas en un encuentro clave. / Manuel Gómez
    El Sánchez-Pizjuán se vestirá con sus mejores galas en un encuentro clave. / Manuel Gómez

TAGS:

Aunque para el Sevilla la competición regresa este sábado con un atractivo e importante choque frente al Celta, el encuentro del próximo martes entre el equipo de Eduardo Berizzo y el Liverpool, correspondiente a la quinta y penúltima jornada de la fase de grupos de la Liga de Campeones, sigue generando expectación.

Prueba de ello es que el Sánchez-Pizjuán ha colgado ya el cartel de ‘No hay billetes’, por lo que registrará un lleno hasta la bandera para presenciar un partido que permitiría al Sevilla asegurar su pase a los octavos de final en caso de lograr la victoria.

La entidad nervionense anunció ayer, una semana antes del partido, que entre las localidades que corresponden al club inglés y las que la UEFA tiene derecho a recibir para sus patrocinadores, ya no hay papel para ofrecer en taquillas.

El Sevilla tiene actualmente 37.408 abonados con asiento y 2.072 sin asiento, cifras a las que hay que añadir las relativas al número de localidades destinadas al Liverpool (unas 2.700, la gran mayoría de ellas en la grada de Gol Sur y el resto para atender los compromisos del club inglés en Preferencia). Además, hay que sumar las entradas que corresponden a la UEFA.

Y es que si la afición del Sevilla se ha volcado con este encuentro, la del Liverpool no ha querido quedarse atrás. De hecho, ha agotado todas las entradas que le corresponden como visitante (5% del aforo del estadio). Además, a buen seguro habrá muchos seguidores que lleguen a la ciudad en busca de una localidad. El tirón de un histórico como el Liverpool vuelve a quedar demostrado allá donde juega.

Los abonados del Sevilla pueden ejercer la opción ceder su asiento si no tienen previsto asistir al partido, por lo que esas entradas que se liberen serían las únicas que podrán salir a la venta.

TOLERANCIA CERO.

Habrá una especial vigilancia a la reventa de abonos. Tal como sucedió en el anterior encuentro de Champions, ante el Spartak de Moscú, el club de Nervión recuerda que mantendrá su «política de tolerancia cero con la reventa» y controlará «de forma exhaustiva» las puertas de acceso al estadio para evitar que se acceda al mismo con abonos adquiridos en la reventa.

El Sánchez-Pizjuán se prepara, por tanto, para vivir una auténtica fiesta en blanco y rojo con dos aficiones que convertirán el encuentro en todo un espectáculo.


Versión impresa y hemeroteca de El Correo
  • 1
Todos los vídeos de Semana Santa 2016