EDUCACIÓN PÚBLICA

Nueve de cada diez docentes en Andalucía consideran "excesivas las ratios", según un sondeo de CSIF

Según la central sindical, en Andalucía hay "aproximadamente 3.500 unidades educativas en las que se supera la ratio legalmente establecida"

Comienza el curso en Secundaria En Córdoba, en el IES Ángel de Saavedra (Córdoba)

Comienza el curso en Secundaria En Córdoba, en el IES Ángel de Saavedra (Córdoba) / MANUEL MURILLO

EP

Con la cuenta atrás del fin de curso en marcha, el sindicato CSIF en Andalucía ha hecho balance del curso 2023-2024 y ha presentado este lunes los resultados de un sondeo para tomar el pulso a los docentes y al sistema educativo público en la comunidad.

Según esta encuesta, un 95% del profesorado afirma "no poder prestar una atención individualizada y de calidad a su alumnado con las ratios que tienen en sus centros educativos". "Es decir, nueve de cada diez docentes califican como excesivas las actuales ratios, que les impiden prestar una atención personalizada adecuada a su alumnado".

Más personal y menores ratios

"El curso 2023-2024 termina sin avances significativos y la Junta debe incluir en sus Presupuestos para 2025, que se están fraguando ahora, partidas para incrementar las plantillas, bajar las ratios, eliminar la burocracia innecesaria y ofrecer la educación pública de calidad que Andalucía necesita", ha manifestado CSIF, que vaticina "un otoño caliente si la Administración autonómica no se compromete de verdad".

Esta es una de las conclusiones que ha puesto de manifiesto este lunes la presidenta del Sector de Educación de CSIF Andalucía, Elena García, durante una rueda de prensa en la que ha hecho balance del curso escolar que ahora termina y en la que ha subrayado que "en Andalucía hay aproximadamente 3.500 unidades educativas en las que se supera la ratio legalmente establecida".

A juicio de la responsable sindical, "en los problemas prioritarios del sistema educativo público andaluz, como son el déficit de plantillas, las actuales ratios, la falta de recursos para una adecuada atención a la diversidad o el exceso de burocracia, no se ha avanzado ni se han dado pasos firmes por parte de la Administración para ponerles solución".

Frente a los "discursos triunfalistas" que hace la Junta, Elena García ha subrayado que en los centros educativos públicos andaluces se han "reducido" en el último año un total de 1.011 plazas del Cuerpo de Maestros y profesorado de Secundaria, y que en los últimos cinco cursos la "pérdida neta" de unidades ha sido de 1.757.

Además, según la consulta hecha por CSIF, más del 38% del profesorado ha tenido que impartir docencia en grupos que "superaban la ratio máxima establecida por Ley".

Atención a la diversidad

El citado sondeo, en el que se han recibido más de 6.800 respuestas, señala que un 79% del profesorado considera que el número de docentes de su centro ha sido inadecuado o muy inadecuado para atender convenientemente a todo el alumnado, incluyendo al que presenta Necesidades Educativas Especiales (NEE) o Necesidades Específicas de Apoyo Educativo (NEAE).

Asimismo, dentro de este "déficit" de recursos humanos que "constatan los docentes", adquieren "especial relevancia" los recursos destinados a la atención a la diversidad, ya que un 82% cree que la dotación de profesionales en este ámbito (Maestros de Pedagogía Terapéutica, Audición y Lenguaje y orientadores) es "inadecuada o muy inadecuada".

Si se pregunta directamente a estos profesionales, indican en un 88% de los casos que es "muy inadecuado o inadecuado" el número de alumnos que tienen que atender semanalmente para poder dar respuesta a sus necesidades.

Carga burocrática

En cuanto a la carga burocrática, un 85% de los docentes afirma que sus tareas de este tipo se han "incrementado en este curso escolar" y el 94% opina que las labores burocráticas son "elevadas o muy elevadas". Es decir, nueve de cada diez docentes creen que tienen demasiado papeleo superfluo que atender y que no favorece al proceso de enseñanza aprendizaje, sino que les resta tiempo para él. Asimismo, un 83% afirma que la reducción de su horario lectivo tendría efectos positivos en la calidad de la enseñanza.

Elena García, presidenta del Sector Educación de CSIF Andalucía, primera por la izquierda, en la rueda de prensa ofrecida este lunes.

Elena García, presidenta del Sector Educación de CSIF Andalucía, primera por la izquierda, en la rueda de prensa ofrecida este lunes. / CSIF ANDALUCIA

Convivencia en los centros

Respecto a la convivencia en los centros educativos, un 36% de los participantes en el sondeo asegura que el clima de convivencia en su centro es "malo o muy malo", un porcentaje que "se incrementa si la referencia es exclusivamente a centros de Secundaria", en los que casi un 54% describe como "malo o muy malo" el clima de convivencia.

En este sentido, la presidenta de CSIF Educación Andalucía ha valorado que la Junta haya regulado y restringido el uso de los dispositivos móviles en los centros educativos andaluces, tal y como reivindicaba el sindicato, "ya que suponen un foco claro de conflictividad en los centros y están vinculados además desgraciadamente al acoso escolar".

Formación Profesional

García se ha referido también a las enseñanzas de Formación Profesional y ha valorado "muy negativamente la proliferación de centros privados" que se está produciendo actualmente. En este sentido, ha destacado el crecimiento significativo que ha experimentado el alumnado que acude a centros privados, concretamente en los ciclos superiores, donde el incremento ha sido cercano al 61%, frente al aumento de alumnado en centros públicos, que no ha llegado al 22%.

Según los cálculos de CSIF Educación Andalucía, "se necesita inyectar al sistema educativo público, al menos, 12.000 profesionales, que deberían incorporarse a los centros a lo largo de los tres próximos cursos escolares, porque ahora este déficit se cubre con la entrega y dedicación de los docentes, pero es necesario que la Junta no mire para otro lado y se tome en serio la educación pública".