Ordenanza municipal

¿Me pueden multar si doy de comer a los animales en las calles de Sevilla?

Sancionan a vecina con 2.250 euros por dar de comer a las palomas

Turistas dan de comer a unas palomas en el parque.

Turistas dan de comer a unas palomas en el parque. / Orlando Barría

El Correo

El Correo

El Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife ha sancionado a una vecina de la ciudad con una multa de 2.250 euros, por dar de comer a las palomas en la vía pública e infringir con ello la Ordenanza Municipal reguladora de la Protección y Tenencia de Animales.

Esta ordenanza contempla este hecho como una infracción administrativa de carácter grave sancionada con hasta 3.000 euros, indica una nota municipal.

Una cuantía que normalmente está fijada en los 1.500 euros, pero que aumenta cuando en un año se cometen varias infracciones de la misma naturaleza.

En esta ocasión, los hechos por los que se sancionó a esta vecina, tuvieron lugar entre la calle San Francisco Javier y San Juan Bautista.

Por su parte el concejal Planificación Estratégica, Sostenibilidad Ambiental y Servicios Públicos, Carlos Tarife, afirma que se seguirá sancionado a todos aquellos que alimenten a las palomas, pues son, añade el edil, prácticas que provocan un crecimiento descontrolado de ejemplares que pueden trasmitir un gran número de enfermedades, pueden ocasionar un grave deterioro del patrimonio arquitectónico y mobiliario urbano con la consiguiente repercusión económicas para las arcas públicas, y pueden acarrear la aparición de ratas y cucarachas".

¿Qué pasa en el caso de Sevilla?

La alimentación de animales en la vía pública está prohibida por el Artículo 7 de la Ordenanza Municipal de Tenencia de Animales, así como sancionada con multas de hasta 500 euros.

Los motivos que conllevan a este tipo de medidas son las siguientes:

Seguridad vial: Los animales incontrolados son los causantes y víctimas de tráfico.

Salud pública: Los animales incontrolados transmiten enfermedades a las personas. Además, los alimentos depositados en la vía pública atraen a otros animales como ratas, cucarachas, moscas, etc… convirtiéndose en foco de insalubridad.

Abandono Animal: El dar alimento en una vía pública ayuda a perpetuar el abandono de animales.